La librería Pelegrín de Gavà me invitó a pasar el día en la parada que colocaron en la Rambla de Gavà con motivo de la Diada de Sant Jordi.

Poder haber vivido una de las fiestas más importantes de Catalunya de una manera tan especial ha sido una experiencia inolvidable.

Emoción y satisfacción son las primeras palabras que me vienen a la mente. Pero, sobre todo, agradecimiento a todos los que vinisteis a visitarme y a comprar el libro.

¡Gracias por hacerme vivir un día tan especial!